Miercoles, 26 Julio 2017

Cabecera Deportes

Alfonso cesa a Soriano y deja al Almería sin cuerpo técnico tras la derrota contra el UCAM

Domingo negro para la UD. Almería, la derrota contra el UCAM de Murcia ha supuesto el final de la etapa de Soriano como entrenador y de tres integrantes más de su cuerpo técnico. Tras 27 partidos y 25 puntos, Alfonso, presidente del Almería lo ha cesado de manera fulminante nada más concluir el partido de ayer. Con Soriano  se van también Juanito Gutiérrez, segundo técnico, Roberto Cabellud, preparador físico y Andrés Fernández, perteneciente a la Comisión Deportiva. El encuentro de ayer era clave,  Soriano se jugaba el todo por el todo ante el UCAM, pero una vez más el equipo no supo responder. Así,  Alfonso cesó a Soriano antes de subir a la sala de prensa y explicó la difícil decisión en zona mixta: “Hemos tocado fondo. No hay resultados ni juego y por ello he tomado la decisión de cesar a Soriano, a pesar de que tenía mucha esperanza en él. La Comisión Deportiva también queda disuelta”.
Fue contundente con los integrantes del vestuario que no han estado luchando por la camiseta. No vive los entrenamientos, pero como presidente está al día de todo: “Con Soriano se irán una serie de preparadores, y tocará reflexionar. A veces la palabra profesional es fácil decirla, pero hay que demostrarlo”. Apuntaba de manera rotunda Alfonso
Tras cerca de  dos décadas como presidente  del Almería,  Alfonso no recuerda una situación peor que la actual. Ya le costó reaccionar a la derrota de Tenerife, y el varapalo sufrido contra el UCAM Murcia provoca un bloqueo mental preocupante en el presidente: “A ver si me recupero, porque estoy bajo los efectos de la depresión de la derrota, porque es el momento más difícil desde que llegué a la presidencia”.
Entiende que hay muchas formas de perder en este deporte, pero a su juicio no ve al Almería compitiendo ni con capacidad para ganar un partido. “La unión es ganas de jugar al fútbol e implicación. Hay que demostrar en el campo que de verdad hay profesionales en el Almería”, comentó el presidente.
Respecto a Soriano, Alfonso asegura que  “ha entendido mi decisión”, y empieza el casting para encontrar su recambio. Alfonso no tiene atado al nuevo inquilino del banquillo como muestra de respeto al maño: “Si tuviera la varita mágica seguro que acertaría, pero no he buscado el entrenador que va a sustituir a Soriano”. Una vez más el Almería está en la cuerda floja y a Alfonso no le ha temblado el pulso a la hora de tomar esta drástica decisión.
 

Suscribirse

Traductor