Jueves, 25 Febrero 2021

 


ayto almeria cajamar positivo camara1 Costa de Almeria  logoAlmeria2019CapitalGastronomica  
aytoroquetas1 castillo1 logo cosentino casi1 diputacion  

Cabecera Provincia

25-M. El agua del Bajo Andarax enfrentan a socialistas y populares

Los alcaldes y portavoces municipales socialistas de la comarca del Bajo Andarax han acusado al presidente de la Mancomunidad del Bajo Andarax y alcalde de Gádor, Eugenio Gónzálvez, y al alcalde de Almerí­a, Luis Rogelio Rodrí­guez Comendador, de "tomar el pelo" a todos los vecinos de la Comarca al anunciar que se ha activado la conexión que permitirá el suministro del agua de calidad que se bebe en la capital a los siete municipios del Bajo Andarax, cuando la realidad es que el agua desalada beneficiará únicamente a una zona de Huércal de Almerí­a, municipio al que ya estaba llegando este recurso. El resto de los municipios, según denuncian los socialistas, seguirán abasteciéndose con los recursos habituales, puesto que la Mancomunidad no ha habilitado ninguna conducción que permita que las localidades de Rioja, Benahadux, Gádor, Viator, Pechina, Rioja y Santa Fe de Mondújar se abastezcan de esta agua, algo que sí­ será posible con la ejecución de las obras de mejora del abastecimiento y saneamiento del Bajo Andarax que lleva a cabo la Junta de Andalucí­a, con una inversión de 46 millones de euros.

Los representantes municipales socialistas acusan a los dos alcaldes de haber montado una "escandalosa pantomima" para engañar a los ciudadanos en un "acto electoralista, más propio de otros tiempos, que roza el delirio en el caso del alcalde de Gádor, que tendrá que explicarle a sus ciudadanos por qué no sale agua desalada, agua de calidad como él mismo dice, de los grifos de las viviendas de su municipio".

Para los socialistas, en este caso el PP ha ido demasiado lejos en sus mentiras, "engañando, despreciando y maltratando" a los ciudadanos del Bajo Andarax. Esta mentira es tan fácil de comprobar, que desde el PSOE se aconseja a los ciudadanos de Viator, Pechina, Santa Fe de Mondújar, Rioja, Benahadux y Gádor, y a muchos de los vecinos de Huércal de Almerí­a, "que hagan un fácil ejercicio: que abran el grifo de sus casas y comprobarán que es la misma de ayer, aunque lo peor es que así­ será también en las próximas semanas y meses, sólo que para entonces ya habrán pasado las elecciones andaluzas y en el PP pensarán que han conseguido su objetivo electoral".

Para los socialistas, esta actuación irregular con un bien público pone de relieve la forma de actuar de estos dos "malos actores", que han montado "una obra de teatro para mercadear con el agua" que ha dejado a los ciudadanos "atónitos ante la foto del grifillo".

El PSOE denuncia asimismo que, con esta maniobra, el PP trata de esconder el "absoluto desinterés" que muestra el alcalde de Almerí­a por que la desaladora de la capital produzca agua para toda la ciudad y prefiere seguir extrayéndola de los Pozos de Bernal, situados en un acuí­fero sobreexplotado, lo que pone en peligro la agricultura del Poniente almeriense, además de contribuir a agravar los problemas en la Balsa del Sapo, donde los dirigentes no dudan, sin embargo, en hacerse fotos con las desgracias de los agricultores sin que, hasta la fecha, hayan aportada nada para ayudarlos.

Con esta maniobra, el alcalde de Almerí­a puede estar tratando de evitar que la Unión Europea sancione al Ayuntamiento por no poner en servicio la desaladora que él mismo hizo con fondos europeos y de la Junta de Andalucí­a, que ha costado más de 47 millones de euros con un incremento de un 35% sobre lo inicialmente presupuestado y que se mantiene a un 20% de su capacidad. Desde el PSOE creen posible que el alcalde de Almerí­a cuente con que al final sean los ciudadanos del Bajo Andarax los que paguen la puesta en marcha de la desaladora y los que le resuelvan los graves problemas financieros que arrastra con esta concesión.

Habrá que preguntarle al PP si éstas son las medidas de austeridad que aplicarí­an en el caso de que llegaran al Gobierno de la Junta de Andalucí­a o si las medidas penales contra el despilfarro las van a aplicar a casos como éste. Lo más preocupante para los ciudadanos de los municipios del Bajo Andarax es que, tras esta operación propagandí­stica, el PP puede estar tratando de esconder nuevas subidas en las tarifas, que intentarí­an tapar con esta nueva cortina de humo del señor Gonzálvez, como ya hizo con la reciente subida, que trató de justificar con denuncias infundadas de retraso en las obras.

Por estas razones, el PSOE avisa de que, ante esta actitud "irresponsable y manipuladora" del PP, permanecerá alerta para denunciar cualquier maniobra que pueda perjudicar a los ciudadanos del Bajo Andarax en un servicio tan básico con es el abastecimiento y con el que los dirigentes del PP están demostrando no tener ningún pudor en mercadear para favorecer sus intereses.

Suscribirse

Sin imágenes

Traductor