Viernes, 12 Agosto 2022

 


castillo1 cajamar positivo camara1 Costa de Almeria PPandalucia   
 ayto almeria aytoroquetas2.jpg logo cosentino diputacion eleccionesa2022  

Cabecera Provincia

La carretera de El Cañarete volverá a abrir al tráfico el jueves tras más de ocho meses cortada

La carretera nacional N-340a, que une el núcleo de Aguadulce en Roquetas de Mar y la capital almeriense, va a volver a abrir al tráfico el próximo jueves por la tarde tras permanecer cerrada ocho meses y 13 días a causa de unos desprendimientos que han llevado a ejecutar obras valoradas en 2,75 millones de euros.
Así lo ha manifestado en rueda de prensa el subdelegado de Gobierno en Almería, Manuel de la Fuente, quien espera que la vía vuelva a estar operativa y «cumpla la función importante que tiene como vía secundaria, pero trascendental de comunicación del Poniente y de la capital».
El representante del Gobierno en la provincia ha destacado el «esfuerzo enorme» que se ha realizado para «terminar todo el trabajo de mantenimiento del talud y de repaso general» para avanzar en la apertura de esta vía, cuyo cierre ha elevado la presión sobre la autovía A-7 durante meses con importantes retenciones en las horas punta de circulación, restricciones de tráfico y embotellamientos a causa de accidentes.
«Esperemos que lo podamos disfrutar todo el verano», ha dicho De la Fuente, quien ha recordado que, en paralelo, se trabaja en un estudio geotécnico para dar una solución definitiva a la zona, cuyo terreno ha quedado «suficientemente fijado» con «garantías y condiciones de seguridad» en los tramos en los que se ha actuado.
Los últimos trabajos se han realizado sobre 180 metros de talud, con el pretensado mediante más de 2.000 tuercas de la configuración de mallas de triple torsión, bulones y pantallas dinámicas que se ha instalado a lo largo de toda la actuación.
El lienzo de pared objeto de las obras de emergencia, que supone una superficie de 20.000 metros cuadrados «equivalente a tres campos de fútbol», ha sido perforada con bulones de entre 9 a 12 metros de profundidad, que se han instalado a lo largo de todo el talud para anclar a la pared la malla de triple torsión y las pantallas dinámicas que deben evitar nuevos desprendimientos.
 

Suscribirse

Sin imágenes

Traductor