Sabado, 24 Octubre 2020

 


ayto almeria cajamar positivo camara1 Costa de Almeria  logoAlmeria2019CapitalGastronomica  
aytoroquetas1 castillo1 logo cosentino casi1 diputacion  

Cabecera Sucesos

Comienza el juicio del acusado de arrojar por la borda a seis personas de una patera

La Audiencia Provincial de Almería acoge desde este lunes la vista oral con tribunal de jurado contra el único acusado por la muerte en diciembre de 2014 de seis personas que viajaban a bordo de una patera en el Mar de Alborán a las que supuestamente arrojó por la borda tras golpearlos al creer que el temporal que hacía peligrar la embarcación era ocasionado por sus rezos.
El ciudadano camerunés A.N.B., quien enfrenta una petición fiscal de 90 años de cárcel, está acusado de matar por "motivos religiosos" a al menos seis personas que viajaban junto a él en esta patera a la deriva y a quienes habría arrojado por la borda al mar tras golpearles en repetidas ocasiones con tablones de madera arrancados del fondo rígido de la embarcación.
A.N.B. cometió presuntamente los seis homicidios en compañía de un amigo de "fuerte complexión" que también iba a bordo de la embarcación en la madrugada del 5 de diciembre de 2014 aunque, en el transcurso de la investigación, el coacusado falleció mientras estaba ingresado en el centro penitenciario de El Acebuche de Almería.
El Ministerio Público, en su escrito de calificación provisional, considera al único procesado por la conocida como 'patera de la muerte' como autor de seis delitos de homicidio con la agravante de motivos religiosos o creencias de la víctima e interesa por cada uno de estos delitos penas individuales de 15 años de prisión.
Según recoge, A.N.B. perpetró supuestamente los crímenes ya que "culpaba" del "oleaje y del temporal que estaba haciendo zozobrar la patera en alta mar" a los "rezos de un pastor católico a bordo, y a los amuletos y cinturones tribales de protección espiritual" que portaban algunos de los ocupantes de la embarcación.
Cabe recordar que los supervivientes de la travesía, quienes habían partido de la costa de Nádor (Marruecos), narraron al ser rescatados por efectivos de Salvamento Marítimo que, en la travesía, perdieron la vida entre 15 y 30 personas, entre ellos al menos siete bebés.
El fiscal le imputa la muerte directa de seis seres humanos, cuyos cuerpos --remarca-- "nunca pudieron ser encontrados" y cuya identidad "no se pudo averiguar" al tiempo que subraya que el procesado "era consciente de que las víctimas no podrían sobrevivir y que fallecerían, bien ahogadas, bien de frío, o bien debido al menoscabo de la integridad física que les había producido".
"A.N.B. era consciente de la baja temperatura del agua, lo embravecido del mar, la lejanía de la costa, y la ausencia de embarcaciones cercanas que los pudieran auxiliar, así como de que la gran cantidad de ropa que llevaban los pasajeros debido al frío, una vez mojada, supondría demasiado peso y les hundiría, impidiéndoles flotar", añade. 
 

Suscribirse

Traductor