Sabado, 18 Agosto 2018

Cabecera Sucesos

21 fallecidos se cobra una nueva tragedia entre aguas de Almería y Melilla este fin de semana

Agentes del Grupo Especial de Actividades Subacuáticas (GEAS) de la Guardia Civil están colaborando con las autoridades marroquíes para localizar y rescatar los cadáveres que fueron hallados por el buque 'Sorolla' de la compañía Transmediterránea que realizaba ayer la ruta Melilla a Almería. Según han confirmado fuentes de la Delegación del Gobierno en Melilla, ya habían sido localizados al menos una veintena de cadáveres. Todo hace indicar que la infraembarcación siniestrada, en la que viajarían 47 personas, naufragó a unas seis millas náuticas de Melilla, en aguas bajo jurisdicción de Marruecos, debido a las fuertes corrientes y al mal estado del mar.
Aunque este extremo todavía no ha sido confirmado de manera oficial.
El fatal hallazgo, a escasa distancia de la costa de la ciudad autónoma y en aguas de jurisdicción marroquí, se produjo entre las 15.30 y 16.00 horas de la tarde de ayer, mientras el buque 'Sorolla' hacía su ruta habitual hacia la capital almeriense.
Desde el ‘Sorolla’ se dio aviso de inmediato a Salvamento Marítimo. Al parecer, la tripulación del barco informó que había visto «al menos de una decena de cuerpos sin vida» en el mar, todos con el chaleco salvavidas y que todo hacía indicar que se trataba del «naufragio» de una patera.
El centro coordinador de Salvamento Marítimo, que no tenía constancia previamente de la salida de una infraembarcación de la costa marroquí, alertado normalmente por alguna ONG que opera en la zona, movilizó la salvamar Alcor, con base en Melilla, y se dirigió a la zona con la atención de comprobar si había supervivientes y realizar labores de rescate.
No obstante, la tripulación del Alcor no pudo actuar en la zona al tratarse de aguas bajo jurisdicción del Reino de Marruecos. Salvamento Marítimo ofreció ayuda a las autoridades marroquíes pero estas se hicieron finalmente cargo del posible naufragio y desecharon la ayuda del servicio dependiente del Ministerio de Fomento al tratarse de aguas bajo su jurisdicción.
Finalmente, las autoridades marroquíes solicitaron ayuda a los GEAS de la Guardia Civil para encontrar los cuerpos sin vida.
 

Suscribirse

Traductor